UNIDADES DE LA LEGIÓN
Con   el   sobrenombre   de   “Caballero   Legionario   Maderal   Oleaga”   que   nunca   llegó   a   perder,   se   vuelve   a   constituir   la   Bandera   de Operaciones   especiales   XIX   de   La   Legión   tras   ser   disuelta   en   2002   en   la   plaza   de   Ronda   (Málaga).   En   aquel   entonces,   parte   de sus   integrantes   se   desplazó   a   Alicante   para   convertirse,   por   adaptaciones   orgánicas,   en   Grupo   de   OE,s.   integrado   en   el   MOE. por   adaptaciones   orgánicas.   Desde   2017   La   Legión   vuelve   a   contar   cun   una   Unidad   de   Operaciones   Especiales   y   el   Mando   de Operaciones Especiales se engrandece con una Unidad Legionaria en sus plantillas.
© 2016 LA LEGION
XIX Bandera de Operaciones Especiales “Caballero Legionario Maderal Oleaga”
VOLVER
Misión Las   Operaciones   Especiales,   dadas   sus   peculiares   características,   no   pueden   ser   ejecutadas   por   fuerzas   convencionales.   Se llevan   a   cabo   mediante   el   empleo   de   procedimientos   especiales   y   en   cualquier   situación,   para   conseguir   objetivos   estratégicos, operacionales    o    tácticos,    y    alcanzar    fines    políticos    o    militares.    El    Mando    que    decide    su    empleo    debe    contar    con    un asesoramiento   específico   para   emplear   las   fuerzas   de   Operaciones   Especiales   según   sus   características   y   las   del   objetivo   y estará situado en el más alto nivel de la estructura operativa conjunta. En   tiempo   de   paz   y   situaciones   de   crisis,   la   consecución   de   objetivos   estratégicos   u   operacionales   estará   condicionada   a   la decisión   política   para   el   empleo   de   estas   unidades. Aunque   en   las   Unidades   del   MOE   se   conserva   todavía   el   espíritu   guerrillero de   las   antiguas   Compañías   de   Operaciones   Especiales,   las   misiones   que   se   acometen   en   el   MOE   han   evolucionado   totalmente y   ello   tendrá   una   influencia   decisiva   en   el   carácter   y   espíritu   de   sus   Unidades.   Ya   no   se   realizan   las   tradicionales   “Guerrillas” en   las   que   una   Patrulla   permanecía   escondida   en   la   zona,   daba   su   golpe   y   volvía   a   esconderse,   realizando   el   Planeamiento sobre el terreno.